Cargando...

martes, 23 de noviembre de 2010

Y a ti, ¿qué te motiva?


Los profesionales de la economía y la psicología plantean una nueva idea de motivación que no está basada en el antiguo sistema de premio o castigo, sino en incentivos emocionales que hacen al individuo alcanzar objetivos de largo plazo.
Los expertos ensayan así desde hace tiempo nuevas formas de motivación, provechosas para la empresa y compatibles con nuestra vida personal.

Uno de ellos es el investigador estadounidense Daniel H. Pink, quien propone pasar a la "motivación 3.0".

Este concepto promueve la sensación de autonomía, el dominio de lo que hacemos y una finalidad más allá de la gratificación monetaria.

Propone además pasar de la conducta tipo X, "alimentada por deseos extrínsecos y gratificaciones externas a corto plazo", a la conducta tipo I, "pendiente del deseo intrínseco de controlar nuestra propia vida, aprender cosas y conseguir objetivos perdurables".

Para Pink, la hipótesis más trillada y perversa de motivación, que se ha manejado hasta ahora, ha sido creer en la expectativa de beneficio como principal impulso del ser humano, en el modelo del refuerzo por medio de la recompensa o el premio.

Esa vieja idea ha llevado a la cultura del mínimo esfuerzo y a un sistema de valores pasivo, individualista y demasiado endeble.

Por otra parte, los investigadores han demostrado que el castigo difícilmente crea nuevos comportamientos.

Daniel H. Pink aclara que el dinero y el reconocimiento no quedan al margen en la motivación, pero no deben constituir una meta en sí.

"La motivación es algo muy personal, y sólo tú sabes qué te lo provoca", afirma el investigador.

José María Acosta, director de la consultora Acción Training, explica: "La sabiduría consiste en averiguar qué nos motiva a cada uno: nos mueve ser felices y hacer felices a los demás, pero en lugar de buscarlo nos dejamos llevar por el corto plazo".

"Deberíamos usar el tiempo con avaricia, consiguiendo de él lo mejor en cada momento, y no dejarnos a nosotros mismos descolgados a la hora de enunciar prioridades", agrega.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada