Cargando...

lunes, 29 de noviembre de 2010

Tu carrera: ¿empezamos por dentro o empezamos por fuera?

Hay, al menos, dos grandes campos de duda o de indefinición en nuestra carrera. El primero es cuando tenemos una idea clara de lo que queremos hacer, pero el día a día y las ocupaciones de nuestro trabajo actual nos lo impiden. El segundo, cuando no tienes claro qué quieres hacer en tu vida y en tu carrera.

Por ejemplo, un directivo conocido nuestro con importante vocación académica tenía desde hace un par de años gran necesidad e interés en hacer su tesis doctoral para dar clases en una escuela de negocios. Pero sus obligaciones en la empresa, donde ocupaba un puesto de responsabilidad, se lo impedían. En esta tesitura, le comentamos que su caso era más sencillo en comparación con otros, cuando no se tiene claro lo que se quiere hacer. Así pues, había que empezar por fuera, con los siguientes pasos:

1. Visualízate de aquí a unos años, con la tesis terminada.

2. Enumera los obstáculos, dificultades y fuerzas restrictivas que por ahora te impiden llegar a la visualización que has hecho.

3. Explora todas tus capacidades, puntos fuertes, motivación y conocimientos, fuerzas propias y ayudas ajenas, alforjas con las que cuentas para alcanzar tus objetivos y llegar a esa visualización a dos años. Incluye entre las fuerzas ajenas, especialmente las de tus familiares. Tu cónyuge y pareja es la primera fuerza ajena con la que debes contar.

4. Ponte a hacer tu hoja de ruta y los deberes y trata de avanzar y andar el camino. Verás que, poco a poco, vas progresando en él.

En el caso que he comentado al principio, el directivo comenzó a actuar así y se llevó varias sorpresas muy agradables. Supo y pudo encontrar tiempo y ayuda para avanzar en sus objetivos. Su mujer, que también era una profesional muy ocupada, le pudo ayudar eficazmente tanto en las tareas y obligaciones caseras como en su trabajo de la tesis. Hoy nuestro amigo trabaja y avanza firme en el cumplimiento de su objetivo.

Observarás que la metodología o manual de instrucciones es muy simple. Pero, como suele ocurrir en la vida, los métodos sencillos dan lugar a resultados muy eficaces. Pruébalo y te sorprenderás. No dudes en consultarme tus posibles dudas o dificultades para hacer tus deberes y avanzar en tu hoja de ruta.

En el otro caso, cuando no tienes claro qué quieres hacer en tu vida y carrera, hay que empezar desde dentro, desde ti.

A ello nos dedicaremos la semana próxima.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada