domingo, 10 de octubre de 2010

¿Lo urgente o lo importante qué atiendes tú?


Los cuentos son el lenguaje olvidado que me parece muy imperante rescatar pues ya casi nadie cuenta historias o cuentos con mensajes poderosos a sus hijos o inclusive a sus conocidos. Son una manera metafórica de mandar mensajes poderosos que quedan para siempre en la mente de quienes los escuchan y relatan. Aquí quiero comenzar con esta bella historia que nos relata Jean de la Fontaine y creo que puede asemejarse mucho a la vida de tantos. “La cigarra y la hormiga”…

“Cantó la cigarra durante todo el verano, retozó y descansó, y se ufanó de su arte, y al llegar el invierno se encontró sin nada: ni una mosca, ni un gusano.
Fue entonces a llorar su hambre a la hormiga vecina, pidiéndole que le prestara de su grano hasta la llegada de la próxima estación.
– Te pagaré la deuda con sus intereses; — le dijo –antes de la cosecha, te doy mi palabra.
Mas la hormiga no es nada generosa, y este es su menor defecto. Y le preguntó a la cigarra:
– ¿Qué hacías tú cuando el tiempo era cálido y bello?
– Cantaba noche y día libremente — respondió la despreocupada cigarra.
– ¿Conque cantabas? ¡ Me gusta tu frescura ! Pues entonces ponte ahora a bailar todo el invierno, amiga mía.

No pases tu tiempo dedicado sólo al placer. Trabaja, y guarda de tu cosecha para los momentos de escasez”.

En nuestro tiempo este bello relato sigue lanzando significados a quienes lo leen y ciertamente yo te diría que trabajar todo el tiempo no es la idea literal que debiera interpretarse pues la vida es un instante que podemos llenar de matices y darle balance con diversiones que enriquezcan la existencia en lo que llega el momento de partir. La pregunta que yo te haría hoy es:
¿Te sucede que quieres hacer algo pero no puedes por que no tienes tiempo disponible para ello?, la mayoría de la personas en etapa productiva quisiéramos poder hacer más cosas pero es una realidad que tenemos que administrar nuestro tiempo para poder hacer lo que consideramos mas importante.

Otra pregunta sería ¿Tienes muy claro que es lo mas importante o haces lo mas urgente y no te das tiempo de atender lo importante?, piensa por un momento en tus respuestas…

Si estás aquí viviendo este momento e inclusive utilizando un sistema de comunicación tan particular como la Internet, estás aquí por una gran casualidad o habrá un motivo que justifique tu misma existencia, piensa por un momento que es lo que consideras más importante en tu vida, has hecho alguna vez este análisis de tu vida para contemplar claramente que consideras verdaderamente importante.

Te invito a realizar el siguiente ejercicio anotando en una hoja de papel, así de forma espontanea haz una lista, si una lista de lo que venga a tu mente ve anotando 11 cosas o aspectos de tu vida que consideres importantes, vamos anótalos, selecciona once de ellos. Ya que los tengas ahora te pido que le asignes un diez al que consideres como el más importante, este evento o cosa que anotaste será el “top ten de tu lista”; ahora ve seleccionando de forma descendente del nueve al cero a todos los demás, ve asignándoles un número, evita empates, solo un número por cada uno de tu lista. Al terminar te sugiero hagas una nueva anotación colocándolos en el orden descendente del 10 al 0 como quedaron calificados por ti mism@. Léelos en voz alta y ahora piensa…

¿Cuanto tiempo le dedicas a cada cosa?

Te sorprenderás al darte cuenta de que casi no le dedica tiempo a lo que haz anotado que consideras más importante, y también notarás que dedicas mucho tiempo a cosas de menor importancia.

Tengo una amiga a la que regularmente, cuando ella me lo pide le doy Coaching (retroalimentación), ella recientemente asumió la dirección de un jardín de niños en la provincia, y hablando con ella fue cuando me surgió la idea de escribir este artículo pues todo lo que ella me platicaba no reflejaba ni alegría ni satisfacción y al hacerle la pregunta de ¿Estás atendiendo lo urgente o lo importante en tu vida?, ella se pudo dar cuenta de lo que estaba sucediendo y las consecuencias lógicas de sus actos.

Las personas consideran a veces su trabajo como una responsabilidad muy importante para sostener a una familia económicamente. Pareciera que nuestro tiempo depende mucho de nuestro trabajo, pero quizá el trabajo no esté como número uno en tu lista de lo más importante, por lo que es necesario planear el tiempo para buscar el equilibrio en la vida, y de esta forma evitar que el trabajo se consuma más del tiempo necesario que debemos dedicarle a lo que consideramos más importante.

Ahora yo te preguntaría a tí para que te respondas con sinceridad ¿Tienes un trabajo o el trabajo te tiene a ti? o si fuera mejor tu caso ¿Tienes una empresa o la empresa te tiene a ti?, quien tiene a quien.

Lo urgente nunca termina, es como el que hacer de una casa, siempre espera y siempre estará ahí; saber administrar el tiempo para poner en tu agenda primeramente lo más importante, te hará sentir mayor placer y aquí es donde podemos encontrar respuesta a ¿Quién puede atrapar al viento y detener el tiempo?

Si la felicidad no es la respuesta a lo que estás haciendo, seguramente has elegido mal y estás atendiendo lo urgente en lugar de lo importante, monitorea tus emociones y te darás cuenta que puedes elegir siempre que tu quieras, aunque te hayas equivocado puedes cambiar de posición y corregir tu camino, puedes elegir sentirte mejor emocional y espiritualmente, solo dos fortalezas son necesarias y ambas habitan en ti: disciplina y perseverancia.

“La peor derrota de una persona es cuando pierde su entusiasmo.”

No hay comentarios:

Publicar un comentario