Cargando...

martes, 2 de marzo de 2010

IKEA: ESTAR COMODO CON LA GUERRA DE PRECIOS

Llegar a un establecimiento de Ikea antes de que abra sus puertas sorprende por el vaivén de empleados, el movimiento para tener todo a punto o la música para acelerar el ritmo de trabajo. Pero sobre todo asombra la información que se transmite a los empleados por megafonía: un detallado informe sobre cómo evolucionaron las ventas el día anterior, el número de visitantes, clientes... Cualquier dato que pueda animar al personal. "Queremos ser el mejor lugar para trabajar", justifica el director general de Ikea Ibérica, Peter Bretzel.
PREGUNTA. Llevamos meses hablando del impacto de la crisis. ¿Cómo ha influido en el negocio de Ikea?
RESPUESTA. Ha tenido un impacto positivo porque nuestras ventas en España y Portugal están creciendo un 7%. Es cierto que las cosas han cambiado mucho con la crisis, la gente busca preciosmás bajos, pero también valoramás lo que compra. Las casas también sonmás importantes, se invita más a la familia, a los amigos. Se pasa más tiempo en ellas y eso es bueno para nosotros. El conjunto del sector cae un 25% y nosotros crecemos. Además, tenemos más visitantes que antes no habían venido a nuestras tiendas y que ahora buscan mejor calidad precio.
P. ¿El beneficio también crece?
R. Sí, también. Desde que llegamos a España hemos estado bajando nuestros precios y, con la crisis, eso nos ha beneficiado.
P. ¿Y les ha sorprendido este repunte de ventas? ¿Esperan mantenerlo?
R. Estaríamos contentos si nos hubiéramos mantenido como el año pasado, pero crecemos un 7%, así que crecer más de un 5% sería fantástico. A largo plazo, nos gusta crecer más de un 5%.
P. ¿Han notado la guerra de precios?
R. Sí que se siente, pero a nosotros nos viene bien porque es lo que hemos hecho siempre. Estamos muy cómodos con la guerra de precios porque no tenemos que hacer descuentos y la gente está respondiendo.
P. ¿El impacto de la crisis ha sido el mismo en España que en otros países donde está Ikea?
R. Toda Europa se ha visto afectada por la crisis. Pero ahora la cuestión es cuándo volverá a crecer cada país. Y España ha dependido mucho de la construcción y del sector inmobiliario. Esos booms no volverán y a España le va a costar más salir de la crisis y volver a crecer. Los políticos españoles tendrían que ser más flexibles y apoyarmás a las empresas que quieren invertir.
P. ¿Entonces han sentido el impacto de la crisis inmobiliaria?
R. Sí lo hemos notado, pero no ha sido negativo. Ahora nos reciben mejor cuando queremos abrir un establecimiento y queremos abrir 12. Sigue siendo difícil encontrar terrenos. También las infraestructuras y las licencias son complicadas. Pero ahora es más fácil llegar a acuerdos y encontrar terrenos, aunque los precios siguen siendo de los más caros de Europa.
P. Ikea ha tenido problemas en algunas comunidades a la hora de lograr licencias de apertura, por las diferentes legislaciones autonómicas. ¿Cómo valora esta situación?
R. Sigue siendo un problema. A nosotros nos gustaría que los procesos fuesen mucho más transparentes, saber quién decide qué o cuánto tiempo va a conllevar. Es difícil entender lo que pasa. En algunas zonas, sería muy positivo que tuviéramos más apoyo de las autoridades para poder abrir.
P. ¿Cómo valoran esta situación desde la sede en Suecia?
R. A veces genera frustración porque conlleva más trabajo. En cada región [española] tienes unas regulación, unos requisitos y unas autoridades y es realmente difícil.
P. ¿Siguen queriendo abrir en Valencia?
R. Sí, sí, sí. Queremos abrir en Valencia desde hace diez años y ahora somos optimistas. Creo que podremos lograrlo en tres años.
P. ¿Cuál es el coste por no abrir en Valencia?
R. Valencia podría generar ventas de 150millones de euros a partir del tercer año de funcionamiento, que es cuando una tienda se estabiliza. Además, está el coste de la gente que se desplaza a otras ciudades para poder comprar en Ikea.
P. ¿Han tenido problemas en otras comunidades autónomas?
R. En Valladolid, donde ya hemos abierto, en Alicante, en Cataluña, donde a veces no ha sido fácil, aunque sí lo fue en Sabadell. En La Coruña o enMadrid no hemos tenido problemas.
P. Ahora tienen 11 tiendas en España. ¿Dónde les gustaría abrir?
R. Necesitamos más tiendas en Cataluña, que puede estar entre cinco y siete; enMadrid, donde podemos tener cinco; en Valencia dos. También queremos estar en Vigo. Nuestro objetivo es tener entre 30 y 35 tiendas. El doble de las que tenemos ahora.
P. ¿Qué planes de inversión tienen?
R. Hasta 2015 vamos a invertir 2.000 millones de euros.
P. Entonces, ¿España es importante para el grupo?
R. Somos el sexto país, tras Alemania EstadosUnidos, Inglaterra, Francia e Italia, pero ellos tienen más tiendas.
Por: Cristina G. Bolinches
Fuente: Cinco Días

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada