Cargando...

jueves, 31 de diciembre de 2009

MANTENER EL ÉXITO: EL RETO MÁS DIFÍCIL DE LA GESTIÓN

Tras conseguir el éxito llega lo más difícil: mantenerse en la cumbre. Es el reto al que se enfrentan los directivos que han conseguido brillar, como el técnico del Barça, Pep Guardiola
Tito, ¿y ahora qué hacemos?". Tras ganar la Supercopa de Europa este verano, Pep Guardiola le hizo esta pregunta a su mano derecha, Tito Vilanova. No sabía que todavía le quedaba por delante otro triunfo, el Mundial de Clubes. Este último éxito, por el que el barcelonés derramó un puñado de lágrimas al finalizar el encuentro con el equipo argentino Estudiantes de la Plata, le ha puesto el listón muy alto y casi, casi, se ha vuelto en su contra. Porque como decía el escritor francés Baudelaire: "No se puede ser sublime sin interrupción". Lo recuerda Juan Mateo, presidente de Factoría de Cine Empresarial, quien afirma que "lo interesante es ver cómo renueva ese sueño, ha llegado al máximo y es complicado mantenerse arriba, será imposible conseguir repetir estos éxitos". Porque lograr seis trofeos en una temporada es una gesta que ningún otro equipo ha obtenido hasta ahora.
El F. C. Barcelona lo ha logrado con un equipo de jugadores, ante todo, motivado. Guardiola, a punto de cumplir 39 años, sabe bien, lleva toda su vida sobre el césped, que en el fútbol profesional la diferencia muchas veces no la marca la calidad técnica, sino la motivación, las ganas de ganar. Por ello, se esfuerza y trabaja mucho el aspecto psicológico para que su plantilla no pierda el hambre competitivo. Utiliza vídeos de películas, como en la final de la Copa de Europa contra el Manchester United en Roma, cuando les puso a sus jugadores fragmentos de Gladiator, y éstos salieron al campo como auténticos gladiadores. En el mismo encuentro, les emocionó con el aria Nessun Dorma, de la ópera Turandot, de Puccini. La música también es un elemento importante de estímulo para el equipo y el Viva la vida de Coldplay se ha convertido en el segundo himno del Barça...
Por: Paz Álvarez
Fuente. Cinco Dias

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada