Cargando...

jueves, 31 de diciembre de 2009

NO ES ORO TODO LO QUE RELUCE EN EL RANKING DE LAS ESCUELAS DE NEGOCIO

Iván Bofarrull analiza el posicionamiento de las escuelas de negocios en las evaluaciones que realizan los medios de comunicación y anima a éstas a acentuar sus valores y el compromiso en el largo plazo.
Como cada año, los medios de comunicación internacionales han publicado distintos rankings de escuelas de negocios. El del MBA suele ser el que atrae más audiencia. Este tipo de clasificaciones suponen una aportación positiva, ya que de las 12.000 escuelas de negocios que existen en el mundo, realizan una selección de como máximo 100.
El autor realiza un análisis de los resultados, y extrae algunas conclusiones que podrían ser relevantes para los diferentes actores de la industria (estudiantes, escuelas, empresas)
Se observan tendencias significativas en cinco ámbitos: geografía, remuneración, diversidad, tamaño e investigación.
El mapa de escuelas de negocios, lentamente se torna multipolar
En la última edición del ranking ya aparecían cuatro escuelas de países emergentes entre las primeras (dos de China, una de India y una de Singapur). En este mapa, el rol de las escuelas españolas, lejos de diluirse, se ha consolidado. No sólo las tres grandes han acentuado su protagonismo (Esade, IESE e IE), sino que EADA, ESIC o la sede española de ESCP-EAP también aparecen en algunos de los principales rankings.
Los salarios promedio de los ex alumnos de MBA han crecido menos que la inflación
Uno de los aspectos a los que más énfasis se ha puesto en los últimos años es la adaptación de las aulas, en cuanto a alumnado y profesorado, a la diversidad, de procedencia geográfica y de género
El sistema ha retribuido a aquellas escuelas que han realizado un esfuerzo por ganar economías de escala y los que investigan son los de siempre.
Las escuelas americanas siguen teniendo una ventaja importante en recursos financieros, gracias a la tradición de que ex alumnos y empresas efectúen grandes donaciones, lo que se traduce en mayor capacidad de investigación.
El leve estancamiento de los salarios y la relevancia de las economías de escala podría estar apuntando a una cierta commoditización del sector
Esta realidad según Bofarrull, nos debería servir para mirar los rankings con mayor perspectiva y, al mismo tiempo, acentuar la reflexión sobre los valores, como el del esfuerzo o el compromiso, por encima de la orientación al resultado a corto plazo.
Árticulo completo................ "No es oro todo lo que reluce en el ranking"
Por: Iván Bofarrull. Director de Reputación Internacional en Esade
Fuente: Cinco Días

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada