sábado, 21 de noviembre de 2009

LIDL INTRODUCE EN SUS TIENDAS LAS MARCAS EXPULSADAS POR MERCADONA

La calidad es binaria o se tiene o no se tiene, orden + contra orden = desorden en la mente del consumidor.
Estrategias, tácticas, El gran hermano de "la gran distribución" en la guerra de precios entre los distribuidores y las marcas de fabricantes posicionandose en tiendas de descuentos. van aflorando nuevos conceptos que van impactando en la mente del consumidor.
En realidad el único protagonista de está guerra es la desesperación de una crisis que se ha alargado y ha contraído el bolsillo del consumidor. Las empresas como en el juego de "Hundir la Flota" van anotando las jugadas del competidor y esperando los resultados para romper las reglas del juego, mover la flota desesperadamente. A corto plazo lo que genera es confusión, a largo plazo cuando el huracán pase y llegue la calma los consumidores sacarán conclusiones y tendrán tiempo de evaluar a cada uno de los participantes y les aseguro que habrá nominados.
En un artículo del Economista, destaca la jugada de LIDL, que apuesta por la "ALTA CALIDAD" este nuevo concepto de calidad lo tendremos que analizar y asimilar, así como otros tantos que van apareciendo como resultado de el embolado en el que se han metido.
"Hoy no compiten las empresas, compiten las cadenas de suministro", Martín Christopher
Una guerra interesante, porque todos dependen de todos, la lucha por el control de la cadena.
¿Que pasaría si todas las marcas de fabricantes aunarán esfuerzos y generaran puntos de venta donde solo se vendiesen "LAS MARCAS"?
Destaca su apuesta por la "alta calidad con los mejores precios"
La calidad es binaria, o se tiene o no se tiene. No es ni alta ni baja
La cadena de supermercados de descuento Lidl ha incorporado en los últimos tres meses a su oferta algunas de las referencias de marcas de fabricantes que fueron retiradas por Mercadona en el marco de un plan de optimización de costes, como Calvo.
Directivos del grupo alemán detallaron hoy que entre los productos que ha introducido recientemente también figuran algunos del grupo García Carrión, compañía que próximamente dejará de ser proveedor de la marca propia de la cadena valenciana.
El "error" de la marca blanca
Lidl, cuyo surtido está integrado en un 80% por marca propia y en un 20% por marca del fabricante, también ha incorporado a sus establecimientos en el último trimestre productos de Danone, Campofrío, El Pozo, Findus, García Baquero y Conservas Dani.
Durante la presentación de su campaña de Navidad 'Lujo para todos', el director general de la compañía, Michael Aranda, consideró un error encasillar los productos propios bajo la denominación de 'marca blanca', al entender que tiene una connotación negativa de producto de menor calidad frente a la del fabricante.
Aranda apostó por "romper el mito" y defendió que las marcas propias de Lidl "no son una segunda opción", sino que "se atreven a competir con cualquiera", tanto en calidad como en precio.
Precios un 70% más baratos
Así, recalcó que tras estas referencias "hay productores que sí fabrican para otras marcas" y proveedores a los que la compañía exige "la máxima calidad". "El producto que no cumple al 100% no entra en el surtido", aseguró el director general, quien precisó que Lidl realiza compras a más de 200 proveedores españoles por valor de 1.300 millones de euros anuales y con destino a todo el mercado europeo.
La compañía destacó que con su nueva campaña navideña, cuya imagen será el chef Sergi Arola, refuerza su modelo de negocio basado en la "máxima calidad de su oferta, que es igual o superior a las calidades de las marcas líderes, pero a precios hasta un 70% más baratos".
Aranda, quien afirmó que comprar en supermercados del grupo supone un ahorro anual de 2.000 euros si se adquieren productos de marca propia, destacó la creciente aceptación del modelo de negocio de Lidl en España, donde próximamente abrirá su establecimiento número 500 y su octavo almacén.
Con una facturación superior a los 2.000 millones de euros en 2008, la empresa tiene actualmente una red de 492 supermercados, con una plantilla superior a los 9.500 trabajadores.
Fuente : El Economista, Europa press

No hay comentarios:

Publicar un comentario