Cargando...

domingo, 8 de noviembre de 2009

EL CORTE INGLES: METAMORFOSIS DE UN MODELO DE NEGOCIO

Tiempos dificiles, para todos. Aunque son tiempos productivos, que ponen a prueba a los lideres.
El Corte Inglés se lanza a conquistar nuevos negocios.
El Corte Inglés está tanteando una metamorfosis de su modelo de negocio que poco a poco va acercándose al de un centro comercial. Se trata de una conversión sutil que comenzó hace varios años, pero que ahora, con la crisis económica y la ralentización del consumo, gana peso dentro de la obsesión del grupo de ampliar la oferta de servicios a sus clientes sin perder la esencia del gran almacén, su sello de identidad.
"El Corte Inglés se está convirtiendo en un centro comercial", aseguran fuentes sectoriales. "La época que vivimos está llevando a una convergencia de fórmulas, con una oferta más potente por parte de todos operadores. Al final, es el cliente el que da un perfil más uniforme a los protagonistas del mercado", añade otro especialista.
En el mismo techo
Dentro de esta estrategia, El Corte Inglés comenzó a dar, primero, entrada en sus espacios a las firmas de moda. En una segunda fase, ha abierto sus centros comerciales a firmas de restauración, como Rodilla, o de belleza, como Hedonai.
Aunque existen diversas fórmulas de colaboración, una extendida es la cesión por parte de la compañía de su superficie a un tercero, que paga a El Corte Inglés un canon sobre las ventas generadas en el córner. El arrendatario es el encargado de la gestión y asume los gastos del negocio, como el de personal. Fuentes de El Corte Inglés subrayan que "su modelo de gran almacén no ha cambiado y sigue intacto, fiel a su filosofía de ampliar sus servicios y, el valor añadido a sus clientes". Las mismas fuentes recalcan que la entrada de operadores externos en sus establecimientos es una actividad marginal dentro del negocio consolidado. Desde su punto de vista, El Corte Inglés no es comparable con un centro comercial ni por su ubicación en las ciudades ni por la armonía que ofrece el gran almacén...
Son tiempos de metamorfosis, aunque no lo queramos reconocer, esta crisis no es económica, es una crisis de liderazgo y de principios, la reorganización tiene que ser profunda y las cosas tienen que cambiar...
Por: R. Ruiz / I. Elizalde
Fuente: Expansión
Noticias relacionadas:(Fuente expansión)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada